15 abr. 2010

Estas ganas de nada, menos de ti


Tengo ganas de estar en la cama todo el día (como lo vengo haciendo porque estoy enferma) pero tengo ganas de estar con vos, de compartir momentos con vos, de tus besos, de tus abrazos y caricias, de que me escuches, de que me hables, de que me cuentes cosas de tu vida, de tu risa, de mirarte, de todo. Pero hay un problema grande, no te conozco, pero te estoy esperando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario